Overblog
Edit post Seguir este blog Administration + Create my blog
9 febrero 2015 1 09 /02 /febrero /2015 21:41

 

Obama y Merkel buscan un frente común para estabilizar Ucrania

Los líderes estadounidense y alemán dan unos días a la diplomacia

 

9 feb 2015

http://internacional.elpais.com/internacional/2015/02/09/actualidad/1423504894_098981.html

El presidente Barack Obama y la canciller Angela Merkel quieren dar tiempo a la diplomacia antes de adoptar nuevas medidas punitivas contra Rusia por su papel en la crisis de Ucrania.

Si el esfuerzo francoalemán para alcanzar un alto el fuego fracasa, se abrirá el debate, entre Estados Unidos y la Unión Europea, sobre el siguiente paso. Y aquí llegan las discrepancias. Mientras que Merkel rechaza armar al Gobierno de Ucrania, Obama contempla el suministro de ayuda letal a las fuerzas ucranias como una de las opciones en el conflicto.

.

 

.

“No hemos tomado ninguna decisión [sobre la posibilidad de armar a Ucrania]”, dijo este lunes Obama en una rueda de prensa en Washington junto a Merkel.

“Sobre la exportación de armas, he dado mi opinión", dijo Merkel. "Pero decidamos lo que decidamos, la alianza entre Estados Unidos y Europa seguirá en pie, seguirá siendo sólida, aunque no estemos de acuerdo en algunos temas”.

 

La reunión entre Merkel y Obama llega en una semana que puede ser clave para Ucrania

Ambos coincidieron en que, sea cual sea la decisión sobre una mayor implicación militar de los países de la OTAN en el conflicto, la solución no será militar.

La reunión entre Merkel y Obama llega en una semana que puede ser clave para Ucrania, y un año después de que las protestas en la capital, Kiev, precipitasen la caída del presidente prorruso Victor Yanukovich, la anexión por Rusia de la península de Crimea y la insurrección prorrusa en el Este del país.

En Europa, la escalada bélica de las últimas semanas ha movilizado a las principales capitales en busca de un acuerdo. En Washington, el presidente Obama afronta una presión creciente de los halcones del Congreso y de algunos miembros de su Gobierno para que arme a las fuerzas ucranias.

Merkel y el presidente francés, François Hollande, prevén reunirse el miércoles en Minsk, la capital de Bielorrusia, con el presidente ruso, Vladímir Putin. Obama se ha resistido hasta ahora a enviar armamento a Ucrania. Desde que hace un año estalló la crisis, el presidente de EE UU ha procurado coordinar las sanciones económicas a Rusia con los socios europeos.

“Seguimos implicados en una resolución diplomática de esta cuestión”, dijo Obama. “Se espera de nosotros que lo intentemos una y otra vez”, dijo Merkel.

La negociación se desarrolla en varios tableros a la vez. Entre los socios europeos: los partidarios de la mano dura contra Rusia y los más contemporizadores; entre la UE y EE UU; y también dentro de Estados Unidos y de la propia Administración Obama.

.

.

 

El presidente de Rusia, Vladímir Putin, culpó a Estados Unidos y a sus aliados de haber provocado el conflicto de Ucrania, en declaraciones al diario egipcio Al Ahram difundidas ayer por el Kremlin. La crisis ucraniana «es resultado de los intentos de EEUU y sus aliados occidentales, que se creen vencedores de la Guerra Fría, de imponer como sea su voluntad», dijo Putin en una entrevista con el medio egipcio en vísperas de la visita oficial que comenzó ayer a Egipto.

.

.

La crisis ucrania se suma a los desacuerdos entre Alemania y EE UU

Merkel se reúne este lunes con Obama en la Casa Blanca para limar asperezas

 

Barack Obama y Angela Merkel hablarán este lunes en la Casa Blanca de la guerra contra el yihadismo, la situación económica europea y el G7 de junio. Pero por encima de todo destacará el último intento de pacificar Ucrania que culminará el miércoles en Minsk en una cumbre cuatripartita. En Washington, los líderes de EE UU y Alemania tendrán la ocasión de abordar sus diferencias, no solo en torno a la guerra no declarada en Ucrania, sino en aspectos tan diversos como las recetas para sacar a Grecia de la crisis o la política de protección de datos.

.

 

.

Hace tiempo que las relaciones entre la superpotencia mundial y la primera economía europea no son buenas, pero la Conferencia de Seguridad que este fin de semana se ha celebrado en Múnich ha servido como termómetro del momento. Y la temperatura es muy alta. El secretario de Estado de EE UU, John Kerry, trató de rebajarla este domingo después de una intervención más acalorada del vicepresidente Joe Biden y de las discusiones al rojo vivo que se celebraron a puerta cerrada sobre la conveniencia de armar a Kiev o no.

La insistencia de Biden en el derecho de los ucranios a defenderse contrastaba con el rechazo categórico expresado antes por Merkel y su ministra de Defensa, Ursula von der Leyen, a enviar más armas a la región. El discurso del vicepresidente no dejó un buen sabor de boca en los políticos alemanes consultados. Fuentes parlamentarias consideran “torpes” algunos de sus pasajes —como por ejemplo criticar la corrupción en Rusia, pero no hacerlo con la que corroe a Ucrania— por suministrar gratis argumentos a la propaganda del Kremlin. La misma fuente admite que las relaciones de los dos países atraviesan una fase difícil, en la que la desconfianza mutua no deja de crecer.

.

.

Guerra civil en el este de Ucrania -

La Guerra civil en el este de Ucrania, denominada también Guerra de Donbass,nb 2 100 101 102 103 104 es una serie de enfrentamientos armados sucedidos en las regiones del este de dicho país desde el 12 de abril de 2014, como reacción contraria al Euromaidán,nb 3 y que se produjeron tras las protestas prorrusas en este país y la declaración de independencia de Donetsk y Lugansk.106 107

Desde principios de marzo de 2014, se realizaron manifestaciones pro rusas y de grupos contrarios al nuevo gobierno establecido en Kiev tras el Euromaidan en las provincias de Donetsk y Lugansk, territorios llamados en su conjunto Donbass. Estas manifestaciones se intensificaron tras la anexión de Crimea y Sebastopol a la Federación rusa, donde también se habían realizado movimientos similares. La escalada del conflicto desembocó en un conflicto armado entras las fuerzas independentistas de las autoproclamadas Repúblicas Populares de Donetsk y Lugansk y el gobierno de Ucrania. Antes de un gran cambio en la cúpula dirigente en agosto de 2014, el liderazgo de las fuerzas separatistas consistía en un número muy significativo de ciudadanos rusos. Además, según las distintas informaciones, los paramilitares rusos que se trasladaron a combatir junto a los independentistas representan entre un 10% y un 80% de los combatientes totales. Entre el 22 y el 25 de agosto, Rusia envió un convoy humanitario a la zona, cruzando la frontera hacia territorio ucraniano sin permiso del gobierno del país —desde entonces ha enviado hasta una decena;108 se ha denunciado que en estos convoyes supuestamente Rusia ingresó en territorio ucraniano artillería y personal. Según las noticias recibidas desde la zona, las fuerzas prorusas controlan la parte sur-oriental del Oblast de Donetsk, cerca de Novoazovsk.

Las posiciones ucranianas habrían sido bombardeadas desde territorio ruso desde el mes anterior. Funcionarios ucranianos y occidentales, estos últimos apoyan a Ucrania, describieron estos eventos como una «invasión sigilosa de Ucrania por Rusia». Como resultado de esto, los insurgentes han logrado recuperar gran parte del territorio que controlaban antes de la ofensiva del ejército ucraniano desde el otoño de 2014, que los había hecho retroceder considerablemente. El 5 de septiembre se firmó el Protocolo de Minsk, que establecía un alto el fuego. Ante la consolidación de un frente de combate, tras los sucesivos alto el fuego, los señores de la guerra han tomado grandes extensiones de terreno en la zona prorrusa.

Guerra civil en el este de Ucrania - Wikipedia, la ...

 

 

http://upload.wikimedia.org/wikipedia/commons/b/b4/Insurgencia_en_Donbass.png

 

Mapa de las zonas en Ucrania en las cuales el conflicto armado ha tenido lugar como parte de la insurgencia en la región del Donbass, desde abril de 2014. Este mapa debe ser actualizado regularmente para reflejar la situación actual.    Territorio controlado por "República Popular de Donetsk".    Territorio controlado por "República Popular de Lugansk".    Asentamientos, para los que hay lucha activa ahora.    Territorios anteriormente controlados por los insurgentes, actualmente bajo control del Gobierno de Ucrania.

.

 

Las frases de Múnich

Estas son tres de las frases más destacadas entre las escuchadas a los oradores que participaron en la Conferencia anual de Seguridad de Múnich, celebrada este fin de semana:

La canciller alemana, Angela Merkel: “No puedo imaginarme una situación en la que un mejor equipamiento del Ejército ucranio fuera a impresionar tanto al presidente [ruso Vladímir] Putin como para hacerle pensar que está perdiendo esta batalla militarmente”.

El vicepresidente de EE UU, Joe Biden: “Dada la historia reciente de Europa, tenemos que juzgar a Moscú por sus hechos, no por sus palabras. No nos diga qué piensa hacer, ¡muéstrenoslo!”.

El presidente de Ucrania, Petró Poroshenko (esgrimiendo varios pasaportes rusos recogidos en la zona donde se libra el conflicto): “¿Cuántas pruebas necesita aún el mundo para reconocer que hay tanques rusos y soldados rusos?”.

.

Tras las palabras de Biden y, sobre todo, de los halcones republicanos John McCain y Lindsey Graham, que reprocharon a Merkel dar la espalda al pueblo ucranio, no tener “ni idea”, actuar como los aliados frente a Hitler en los años treinta y unas cuantas lindezas más, Kerry relajó el ambiente. “Estamos unidos. Hemos tenido discusiones, pero de naturaleza táctica, no estratégica. Todos estamos de acuerdo en el objetivo final”, dijo en Múnich, sentado junto a sus colegas alemán, Frank-Walter Steinmeier, y francés, Laurent Fabius.

“Rechazamos el estilo de testosterona de Putin; por eso no queremos enviar armas. Con EE UU tenemos enormes diferencias en asuntos muy diversos, pero eso no nos hace olvidar la estrecha cooperación que nos une con ellos”, explica Omid Nouripour, portavoz de Asuntos Exteriores de Los Verdes.

Esas otras divergencias de las que habla Nouripour volvieron a quedar de manifiesto hace tan solo una semana. En una entrevista a la CNN, Obama se mostró comprensivo con las tesis del nuevo Gobierno griego y aprovechó, además, la ocasión para lanzar una pulla poco disimulada a Merkel y sus políticas de austeridad. “No se puede seguir machacando a un país que se hunde en la depresión. La población griega lo está pasando muy mal”, dijo el presidente estadounidense.

“El eje franco-alemán pasa momentos malos, pero se recuperará porque es fundamental para ambos. Más me sorprende lo deterioradas que están las relaciones entre Berlín y Washington”, señalaban hace unos días fuentes diplomáticas. La situación actual se explica por una mezcla de desinterés americano y desconfianza alemana: hace tiempo que EE UU prefiere mirar hacia el Pacífico que a la vieja Europa; y en Berlín aún pesa el escándalo desvelado por el exespía Edward Snowden, por el que la fiscalía alemana aún investiga las escuchas al móvil de Merkel. En el fondo, también influye la relación un tanto bipolar que los alemanes tienen con el amigo americano, que pasa por fases de amor —primera elección de Obama— intercaladas con otras de odio —guerra de Irak—. Este vínculo visceral también se detecta en el apasionado debate que vive el país sobre el acuerdo comercial entre Europa y la UE, que divide en dos, entre otros partidos, a los socialdemócratas.

Quizás la clave que explica la diferente perspectiva con que se ven los problemas con el Kremlin desde Washington y desde Berlín la dio este domingo el ministro Steinmeier. “Me preguntan si Putin podrá ser nuestro amigo, socio, rival o enemigo”, comenzó el político socialdemócrata. Su respuesta es que, pase lo que pase, solo se puede asegurar algo: que seguirá siendo su vecino.

Compartir este post

Repost0

Comentarios

Présenta

  • : cinabrio blog
  • : Ecología y sostenibilidad socioambiental, énfasis en conservación de ríos y ecosistemas, denuncia de impacto de megaproyectos. Todo esto es indesligable de la política y por ello esta también se observa. Ecology, social and environmental sustainability, emphasis on conservation of rivers and ecosystems, denounces impact of megaprojects. All this is inseparable from politics, for it, the politics is also evaluated.
  • Contacto

Perfil

  • Malcolm Allison H malcolm.mallison@gmail.com
  • Biólogo desde hace más de treinta años, desde la época en que aún los biólogos no eran empleados de los abogados ambientalistas. Actualmente preocupado …alarmado en realidad, por el LESIVO TRATADO DE(DES)INTEGRACIÓN ENERGÉTICA CON BRASIL
  • Biólogo desde hace más de treinta años, desde la época en que aún los biólogos no eran empleados de los abogados ambientalistas. Actualmente preocupado …alarmado en realidad, por el LESIVO TRATADO DE(DES)INTEGRACIÓN ENERGÉTICA CON BRASIL

Recherche

Liens